La Fiesta

El sábado 9 de agosto comienza el ayuno del 9 de Av. Son conocidos los terribles eventos que le ocurrieron al pueblo judío en esa fecha, por lo que nuestros sabios decretaron un día de ayuno similar al de Iom Kipur (con la excepción de que en Tishá BeAv está permitido hacer melajot, es decir, no es como un Shabat y se puede viajar, cargar, etc.).

Sin embargo, junto con el decreto de tratar al día de una forma sumamente solemne y seria, nuestros sabios decretaron que no se diga Tajanún durante el rezo.

Tajanún son súplicas que se dicen todos los días, excepto los días festivos. Aprendieron esto del hecho de que la Torá llama al nueve de Av con el nombre de Moed, que es la palabra utilizada para referirse a las festividades (como Pesaj, Shavuot, etc.) , lo que indica que hay una conexión entre estas diferentes fiestas, que hacen del 9 de Av "una fiesta"...

Ahora bien: Si el 9 de Av es una fiesta, entonces festejemos como en otras ocasiones, con vino, carne, etc., pero si el 9 de Av no es una fiesta, entonces: ¿por qué no decimos súplicas de perdón en el rezo?

El Talmud (final del tratado de Macot) trae una historia que nos va a ayudar a entender esto. La historia lee así:

Una vez estaban Raban Gamliel, Rabí Elazar ben Azaria, Rabí Ioshúa y Rabí Akiva yendo a Ierushaláim. Cuando llegaron a Har Tzofím, rompieron sus ropas. Cuando llegaron al Monte del Templo y vieron un lobo saliendo del Kodesh HaKodashím (Santo Sanctorum) comenzaron a llorar y Rabí Akiva se reía.

Le dijeron: "¿por qué te reís?", él contestó "¿por qué ustedes lloran?", Respondieron "El lugar sobre el cual está escrito 'Y el extraño que se acerque morirá', ahora lobos andan en él y ¿no lloraremos?"

[Rabí Akiva] les dijo: "Por eso me río, porque está escrito 'Y pongo para mí testigos fidedignos, a Uria HaCohen y Zejaria ben Ieverejiahu', ¿cuál el la relación entre Uria y Zejaria? ¡Uria [vivió durante] el Primer Templo y Zejaria [durante] el Segundo Templo! [La relación es que] la Torá hizo depender la profecía de Zejaria en la profecía de Uria, Uria dijo 'Por eso, por ustedes Tizón [será] arada como un campo etc.', mientras que Zejaria dijo 'Se sentarán los ancianos y las ancianas en las calles de Ierushaláim'.

Hasta que se cumpliese la profecía de Uria, temía que la profecía de Zejaria no se cumpla, ahora que veo que se cumplió la profecía de Uria, se que se cumplirá la de Zejaria".

Le dijeron lo siguiente: "Akiva nos consolaste, Akiva nos consolaste".

¿Cuál es la diferencia entre la visión de Rabí Akiva y la de sus compañeros? Los compañeros de Rabí Akiva veían la realidad que vivimos. Hay lobos en el lugar más santo del Templo destruído. Estamos en el Exilio, o sea, la Presencia Divina está oculta. Rabí Akiva veía el comienzo de la Redención Final dentro de la destrucción misma.

Sin embargo, esto no significa que Rabí Akiva era un ingenuo ignorante de la situación que vivía, por eso la historia misma cuenta que "Cuando llegaron a Har Tzofím, rompieron sus ropas", acción que aún Rabí Akiva efectuó, expresando el apropiado nivel de luto por la destrucción de Ierushaláim y el Templo.

En otras palabras, un judío debe vivir en la realidad actual, pero nunca dejarse llevar por la corriente pensando que ésa es la realidad, sino que lo que nuestros ojos de carne y hueso ven es sólo la capa más externa de una realidad multifacética.

Por eso en Tishá BeAv, ayunamos, no nos sentamos en sillas normales, modificamos el rezo habitual y demás leyes y costumbres que nos llevan a vivir la realidad del peor día del calendario hebreo, pero, sin embargo, no decimos súplicas en el rezo, para expresar que la verdadera realidad de ese día es una de redención para todo el pueblo judío, que se revele a nuestros ojos de carne y hueso rápido en nuestros días.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 × dos =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.