Malos vecinos

En el orden en que acampaba el pueblo judío en el desierto se revela la increíble influencia que un vecino puede tener para mal y, cuánto más aún, para el bien. Tres formas de entender "dime con quién andas y te diré quién eres".

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × 3 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.